Noticias

Por Víctor Cubillos Puelma

Director: Perut & Osnovikoff Año: 2010 País: Chile

 
 

Bienvenido sea al patrimonio audiovisual toda obra que, además del inevitable acto de narrar, explore nuevas formas estéticas de lo cotidiano, contraponiendo una cuidadosa composición espacial y colora con los contenidos por todos reconocibles en noticiarios de televisión.

Noticias, el quinto trabajo de la dupla Perut+Osnovikoff, retrata los siguientes hechos: un grupo de turistas en el desierto de Atacama, un grupo de monos del zoológico metropolitano, un equipo de la Policía de Investigaciones, un equipo de prensa de un canal de televisión en San Antonio, la morgue de Santiago. Los espectadores son testigos de sus rutinas y de su cotidianeidad, pero sobretodo de los tiempos extensos que aquí se contienen. Así, “Noticias” tematiza sobre los espacios temporales en donde se alcanza a retratar el contexto en el cual transcurre el hecho, a un ritmo paciente, muy diferente al frenetismo de los noticiaros de TV. El antes, el durante y el después de las noticias/hechos nos es revelado. Y es precisamente el acto de alargar los tiempos de observación lo que en esta obra podría ser confundido con morbo. Si así fuese, se trataría en todo caso de un morbo que nace del vientre de otro tipo de morbo, uno validado por la comunidad y que es transmitido día a día a millones de personas por televisión: los noticiarios. Aunque cada vez más difícil de identificar, este morbo de la programación televisiva y sus noticiarios se conforma más en base a una construcción audiovisual casi ficticia, que a un intento puramente periodístico. La objetividad y neutralidad sobre los hechos que alguna vez se enseñó en las aulas universitarias brilla por su ausencia. Ejemplos hay muchos: notas que son introducidas por clips repletos de efectos visuales (imágenes barridas en blanco y negro, vehemente edición con música de fondo, muchas veces incluso de películas de acción o terror), como también locuciones periodísticas más cercanas al relato en off dramático de una película de guerra, por mencionar unos pocos.

A primera vista, los tiempos que la TV destina para cada noticia/hecho podrían considerarse muy breves. Sin embargo, si pensamos en cada noticia/hecho no independientemente, sino como un todo en donde a cada noticia/hecho se le aplica la misma lógica estética y narrativa bajo la cual se construye un noticiario, podríamos decir que el tiempo que se destina a las noticias/hechos es muy largo. Una hora al medio día, otra más en la noche y aún más con los noticiarios a cada hora. Bajo esta perspectiva: ¿Porque habrían de considerarse los largos planos de “Noticias” una morbosidad, siendo que los noticieros se construyen en base al mismo material, exhibido periódicamente y en espacios de tiempo aún más extensos?

Esta obra es, a mi modo de ver, mucho más objetiva que cualquier noticiario de TV. En la lógica televisiva, las noticias informan en base a una supuesta cercanía con los hechos, razón por la cual son asumidas como “reales”, cuando en realidad también son construcciones narrativas y estéticas donde inevitablemente se desfigura el hecho informativo. Al desfigurarlo, el hecho/noticia se transforma en otra cosa, ya no en una objetividad, sino también en un símbolo que, además de informar, transmite un precepto, un canon dictado por la lógica televisiva. Así, un objeto noticioso se doblega y se transforma en un símbolo de, por ejemplo, el miedo, la paranoia, el sentido del reforzamiento de la seguridad, etc. En televisión, por consiguiente, ni el hecho informativo original ni su construcción son realmente visibles. Sus méritos radican justamente en que el acto de informar parece “real”, escondiendo magistralmente sus mecanismos que lo transforman y lo hacen ser una construcción informativa. Igual al sentido de “realidad” presente en una película de ficción cualquiera, donde el montaje, la iluminación y el sonido son asumidos como elementos propios y naturales de la imagen.

Con su cuidadosa puesta en escena en cambio, Noticias transparenta esta construcción como algo intervenido. Así, abiertamente. Acá lo visible es tanto el objeto como su construcción. Noticias no es escandalosa por las imágenes que muestra, sino porque al hacerlo, se basa en lo que los noticiarios de TV hipócritamente insinúan, pero no quieren mostrar. En Noticias existe un trabajo del encuadre y de la colorización que escandaliza no solo al espectador regular, sino también a los documentalistas más puristas. A todo aquellos que aún creen y predican que el documental es “la verdad”, Noticias podrá parecerles un sacrilegio, un acto de deshonra al género documental, un escupitajo en medio de la pantalla donde sólo pertenece el documental puro y transparente. A mi modo de ver, el hecho de transparentarse como construcción cinematográfica, igual como operan las ficciones y los documentales, la hace brillar por su sinceridad y sobretodo por su declaración inherente de no ambicionar esa inocua búsqueda de la verdad siempre tan ambicionada. “La verdad se esconde en lo falso”, afirmó Eric Rohmer a principios de los años sesenta.

Noticias podría ser la respuesta a todas las personas que hablan y se quejan de la calidad de la programación en TV, pero que permanecen impávidos, sin propuestas para mejorarla. Una prueba de fuego para todos aquellos que claman por un documental lleno de “verdad” y una TV con contenidos objetivos y libres de sensacionalismo, pero que cuando se enfrentan a obras como ésta se escandalizan sin notar que esta podría ser justamente una opción de renovación audiovisual. Es en estos casos cuando el concepto de doble estándar sale a flote, una vez más.

 

 
Como citar:
Cubillos, V. (2010). Noticias, laFuga, 11. [Fecha de consulta: 2017-08-23] Disponible en: http://2016.lafuga.cl/noticias/414